Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘elegir’

Nunca he escrito de política, no creo ser un conocedor de la misma, ni mucho menos he participado de ella, soy simplemente un ciudadano más, que escribe desde un avión mientras se aleja de la fiesta electoral..

A pocas horas de celebrarse en Perú, la segunda vuelta electoral que dictará quien es el próximo presidente de nuestro país por un periodo de 5 años. Esta vez (como ya parece hacerse costumbre desde hace varias décadas), ningún contendiente supera el 50% de los votos y pasan los dos más altos votos a una elección cerrada, donde puedes elegir votar, esta vez, por Keiko Fujimori, Ollanta Humala o viciar/dejar en blanco tu voto.

Vale aclarar que en Perú las elecciones son obligatorias, y cada ciudadano debe ir este domingo a hacerlo, de caso contrario pagar una multa ya que sin el registro de la votación uno esta, por llamarlo menos, restringido de hacer una seria de trámites (cobrar cheques, abrir cuentas, trámites en el estado, etc.).

No voy a opinar de quien era o es la mejor opción para gobernar el país, pues cada quien tiene una muy respetable opinión, y vivir en tolerancia o democracia supone respetarla y aceptarla.

Hay quienes dicen que últimamente nos toca elegir al menos malo, al mal menor. Pues (aunque parezca ilógico para mis amigos extranjeros) esta vez nos toca elegir entre:

Keiko Fujimori, hija del ex presidente Alberto Fujimori, hoy encarcelado y con condenas por décadas en un penal Peruano por uno de los escándalos de corrupción mas grande (documentado y filmado) en su gobierno, algunos cargos por participación en ordenes de matanzas a civiles (en el proceso de la lucha contra el terrorismo), Es conocido además por dar un autogolpe de estado, y renunciar vía fax a la presidencia del país desde Japón cuando se vio todo descubierto. Ella asumió el cargo de primera dama tras el divorcio de sus padres, y su madre denunciara una serie de maltratos físico mentales.

Y

Ollanta Humala, ex comandante del ejercito Peruano, Trabajo como tal en el gobierno de Alberto Fujimori, tiene múltiples denuncias (ninguna comprobada) por presuntos delitos de corrupción y homicidio. Intento comandar fallidamente 2 golpes de estado, su hermano, encarcelado hoy en día por haber tomado una comisaría en una provincia del país como un presunto inicio de golpe de estado, el resultado: 2 policías muertos, Además de su cercanía al presidente venezolano Hugo Chavez.

Estas son nuestras opciones. Estoy seguro que cosas buenas han de hacer estos candidatos pero digamos que esto es lo que “mancha” su hoja de vida, y digamos que es lo que me acuerdo o impacto porque si les pusiera todo lo dicen no me alcanzaría un solo post.

El Perú tiene poco más de 26 millones de habitantes, y la capital (Lima) concentra un poco más de 8 millones. Mas allá de la exactitud de la cifra, en las elecciones de primera vuelta en Lima no obtuvo ninguno de estos dos un porcentaje importante de participación, mas en las provincias del Perú ganaron largamente a sus opositores.

Me perdonaran mis amigos de Facebook, del Twitter y de Lima, donde ampliamente ganaron las opciones de centro derecha, pero la lección final fue que Lima no es el Perú. Que el pueblo ha sentido empatía con estos dos candidatos por alguna razón que no comprendemos, o queremos comprender.

A veces, como comente con algunas personas, los conceptos de socialismo, inclusión social, entre otros, no se entienden, pocos lo pueden explicar pero mucho se agarran de ellos para justificar sus actos. Conozco gente que se saca la mugre por su familia, trabaja día y noche y sabe que es construir una fortuna (pequeña o grande) y se da el lujo, después de muchos años de trabajo honrado, de darle una calidad de vida a su familia como la que el se privó o no pudieron darle… conozco gente que también a alcanzado niveles interesantes, y para lograrlo ha usado el camino fácil, el corrupto, egoísta y hasta inmoral… conozco gente que es floja, increíblemente floja, que no le gusta trabajar, que espera que le regalen las cosas, que prefiere alquilar su chacra y no hacer nada que recibir un préstamo y trabajar 3 veces más para ganar 20 veces más… conozco gente muy culta, capaz, creativa, emprendedora que han marcado la diferencia y la vida los ha premiado.

La pregunta es ¿de que tipo de persona eres tu? Pues los grandes pensadores concluyeron hace ya tiempo que “los gobernantes son el reflejo del pueblo”.

Es muy fácil hablar en un taxi, en un café, o en una vitrina social (como una pagina de redes sociales) sobre el rumbo correcto que debería llevar el país, atropellando las ideas de otros cuando en el fondo no se hace nada por cambiar esa realidad.

No digo que te hagas socio de un partido político y asistas religiosamente cada miércoles a sus reuniones, pero si puedes ser consecuente con las buenas costumbres que nos deberían llevar a una educación social como no darle coima al policía (sabiendo que estas en infracción) no comprar objetos en las Malvinas o parecidos (sabiendo que son robados) ni comprar piratería (ropa, música, películas, etc.) ni votar basura en la calle o infringir las reglas simples de conducta urbana como cruzar la pista por donde fuera, parar al bus o a la combi en la mitad de la calle (para luego decir que los “choferes” hacen lo que les da la gana), respetar los semáforos y señalizaciones, porque estas acciones y miles más son las que nos han traído hoy a esta elección.

Quizá me equivoque, pero es mi humilde opinión, son estas normas urbanas las que se respetan en países llamados desarrollados, y por consiguiente parecen ser las que han logrado que estén donde estén.

Estoy seguro que va a llegar, tarde o temprano, alguien que realmente se preocupe por todo, repito TODO, el país y tenga una labor desinteresada en el gobierno y logre esa inclusión social famosa, que vea al país como la empresa rentable que es, y que la gente se eduque mejor para tener un país con reglas sociales claras, entendibles y respetadas por quienes vivimos en nuestro querido Perú.

Prácticamente todos los países tiene los mismos problemas, la diferencia es el porcentaje de participación de la pobreza en ellos, ponga atención a ese numero, donde mas pobreza existe más desigualdad, más corrupción, más muerte… más

Yo soy uno de los 26 y más millones de votos que se verán emitidos este domingo, con mi voto no se hará la diferencia creo yo. La diferencia la hago cuando respeto el semáforo, cuando tengo mis documentos en regla, cuando al policía lo respeto al no ofrecerle $3 dólares por no cumplir su trabajo, cuando dejo la basura en su lugar, cuando trato bien a quienes trabajan conmigo, cuando hago empresa legalmente (sin sobornar para conseguir las cosas), cuando actúo construyendo (y no destruyendo), cuando comparto lo que sé, cuando cumplo mi palabra y hago lo que digo que haré (llegando a la hora, entregando el programa, cumpliendo el pedido, etc. etc.) y considero en la medida de lo posible ser lo más justo con quienes me rodean.

Hace mucho leí, y hasta hace poco comprobé, que efectivamente uno es el promedio de las 5 personas que te rodean, veo a mis 5 allegados y siento orgullo, veo en ellos mi reflejo hoy y las cosas que tengo que mejorar para ser ejemplo de un progreso y no unas líneas en un blog que poca gente lee.

Este domingo es una obligación votar, he dicho en broma que huido de esa responsabilidad, pero no es cierto, igual regresaré y pagaré mi multa, y para quienes me preguntan insistentemente por quien votaría pues mi elección democrática es: viciar el voto. No me siento identificado con ninguno, y prefiero dejar unas frases y dibujos para que se rían los (obligados) miembros de mesa a la hora de su conteo.

Hay quienes me dicen que viciar el voto no es responsable, lo respeto, lo entiendo, pero es mi elección, y lo ha sido desde que tengo facultad de voto, y cuando esté en una lista de sufragio alguien con quien realmente me identifique sin duda votaré por él.

Hoy, desde un avión, alejándome miles de kilómetros de mi patria, no seré parte de esta fiesta democrática, pero la verdad que NO me interesa quien salga elegido este domingo, yo regreso el martes más cargado que nunca a trabajar duro, muy duro, por mi, mi familia, mis amigos, por mi sociedad y poner un granito de arena para que de una vez y por todas grites: viva el Perú carajo! Por que lo sientas, lo vivas, te des cuenta que el Perú lo tiene todo y no solo porque lo extrañas cuando te vas a vivir (por necesidad) al extranjero.

“deja de preocuparte, mejor ocupate”

Anuncios

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: